Confirmando nuestra fe en Jesucristo - Cinedebate: 'Jesús'

Confirmando nuestra fe en Jesucristo - Catequesis vivencial audiovisual

En Jesús de Nazaret, Dios visita realmente a su pueblo, visita a la humanidad de un modo que va más allá de toda espera: envía a su Hijo Unigénito; Dios mismo se hace hombre. Jesús no nos dice algo sobre Dios, no habla simplemente del Padre, sino que es revelación de Dios, porque es Dios, y nos revela de este modo el rostro de Dios. San Juan, en el Prólogo de su Evangelio, escribe: «A Dios nadie lo ha visto jamás: Dios unigénito, que está en el seno del Padre, es quien lo ha revelado» (Jn 1, 18).

(...)

El deseo de conocer realmente a Dios, es decir, de ver el rostro de Dios es innato en cada hombre, también en los ateos. Y nosotros tenemos, tal vez inconscientemente, este deseo de ver sencillamente quién es Él, qué cosa es, quién es para nosotros. Pero este deseo se realiza siguiendo a Cristo; así vemos su espalda y vemos en definitiva también a Dios como amigo, su rostro en el rostro de Cristo. Lo importante es que sigamos a Cristo no sólo en el momento en que tenemos necesidad y cuando encontramos un espacio en nuestras ocupaciones cotidianas, sino con nuestra vida en cuanto tal.

SS Benedicto XVI, Audiencia general, 16 de enero de 2013.

*  *  *

Objetivo

Analizar la figura de Jesús: un Jesús que ríe, bromea, ama y sufre, amigo de sus discípulos.

Película Jesús

Primera parte

Sobre esta se realizará el cinefórum.

Segunda parte

Ficha de la película

Título original: Jesus.

Año: 1999.

Duración: 240 min.

Director: Roger Young

Música: Patrick Williams

Reparto: Jeremy Sisto, Debra Messing, Armin Mueller-Stahl, Jacqueline Bisset, Gary Oldman, David O'Hara, Claudio Amendola.

Un Jesús moderno

Hay en el director una voluntad decidida de reinvención, que no se trata tanto de una relectura actualizada, sino que actúa en la introducción de elementos extraevangélicos a la narración, sean éstos personajes, palabras o escenas completas. Su intención parece ser la adaptación al público de sensibilidad postmoderna. Para ello añade ingredientes como las luchas y tensiones políticas y militares destacando a un Poncio Pilatos déspota y conspirador; la vida familiar de Jesús; el enamoramiento de María la hermana de Lázaro; los efectos especiales en el bautismo y las tentaciones.

La divinidad de Jesús

El episodio de las tentaciones ofrece algunas claves interesantes. Las tentaciones tienen que ver con la naturaleza humana de Jesús, así el diablo le dirá "para que sepas lo que es ser hombre", es decir, "frágil, solitario y pequeño". Este proceso de abajamiento supone que Jesús renuncie el poder de su condición divina y de su especial relación con el Padre.

Aquí es interesante esta reflexión sobre el poder humano que nacido de la libertad es causa de hambre, deformación del mensaje evangélico y ejercicio de violencia y guerra. El mal se reproduce en la vida de los hombres cuando se mueven desde el poder, que en definitiva es el poder del pecado. La tentación del poder que suprime la libertad se dirige a la divinidad de Jesús.

"¿Para qué morir de dolor cuando puedes cambiar todo?" Sin embargo, Jesús acepta un camino plenamente humano. En este punto echamos en falta una reflexión sobre el poder del amor más allá del poder del pecado.

Escena de la primera tentación

Satanás ¿Estás dispuesto a sentir como sienten los hombres, Jesús? Sin la protección del Padre. Sabes que es necesario. El Espíritu lo dice. Tú lo sabes. Sólo de esta forma podremos enfrentarnos.

Jesús Estoy dispuesto. (Plano picado sobre Jesús. La tierra tiembla y él exhala un grito. Primer plano de Jesús y Satanás, de perfil, frente a frente)

Satanás Bienvenido a la vida, Jesús. (La tela roja de nuevo le marca el rostro. Sale volando y al caer al suelo emerge de nuevo Satanás, ahora en forma masculina, ataviado con un moderno traje)

Satanás No tienes muy buen aspecto, Jesús. ¿Estás hambriento?

Jesús Sí.

Satanás (Cogiendo piedras del suelo) Pues di a estas piedras que se conviertan en pan.

Jesús ¿Quieres que invoque el poder de mi Padre?

Satanás (Asintiendo) Tienes poder para dar órdenes a estas piedras, ¿no?

Jesús Yo sólo soy su hijo.

Satanás Pero tú tienes el poder. (Ríe)

Jesús Si lo uso así fracasaré en su misión. Él me ha ordenado llevar su palabra a los hombres, no que los aplaste con su poder.

Satanás Sólo pido un poco de pan para aliviar tu hambre, Jesús. Los hombres tienen hambre. Alimenta a tu pueblo hambriento, Jesús. (Bajan la vista y aparece una niña. Jesús se arrodilla junto a ella)

Jesús No solo de pan vive el hombre sino de toda palabra salida de la boca de Dios. (Satanás le ayuda a incorporarse. Se encuentran en un edificio en ruinas lleno de hambrientos. Avanzan entre ellos.)

Satanás ¿No lo comprendes, Jesús? Tú tienes el poder para solucionar los problemas de la humanidad. Alimenta a esta gente. Tú puedes alimentarlos.

Jesús He sido enviado para alimentarlos con la verdad.

Satanás Mueren porque necesitan pan.

Jesús Se mueren de hambre porque otros hombres tienen el corazón de piedra, no porque Dios lo quiera así.

Diálogo sobre la película

  • ¿Estamos de acuerdo con la figura humana de esta interpretación de Jesús?
  • ¿Qué escenas nos agradaron más? Describirlas...
  • ¿En algo no estamos de acuerdo? ¿Por qué?
  • Hacer un análisis de la escena de las tentaciones y la de las bodas de Caná.
  • ¿Cómo veo el papel de María y de José?
  • Recordemos las escenas en las que se muestra Jesús como amigo.

*  *  *

Para acceder a otros escritos y materiales del padre José Luis Caravias SJ,
puedes entrar en su magnífico blog en wordpress

*  *  *

 Volver al Índice 
 

Evangelio del día

 

Evangelio del día: ¡Sígueme!

Mateo 9, 9-13. Viernes de la 13.ª semana del Tiempo Ordinario. La mirada de Jesús provoca un «estupor interior» porque sentimos dentro de nosotros «algo...

Novedad

 

«Amigos de Jesús», para conocer, amar y seguir siempre a Jesús en familia; APP online gratis

Amigos de Jesús es un programa de catequesis para la preparación del camino de fe que los niños deben recorrer para recibir la Primera Comunión....

Cuadernos, recursos y guía

Amigos de Jesús

Cuentos de Casals

 

Cuentos «Serafín»: La Creación del Mundo

Al principio no existía nada, sólo Dios. Y como Dios es todopoderoso, creó el Cielo y la Tierra. ...

Recomendamos

 

«Aprendo a ser testigo del Señor»: Itinerario de vida cristiana hacia la Confirmación

Aprendo a ser testigo del Señor son tres cuadernos para los encuentros de catequesis con el Catecismo Testigos del Señor, cuyos autores son Pedro de la Herrá...